Páginas

Explicación Cortita

Lo característico de la minificción o microrrelato, es su capacidad para disparar sugerencias múltiples en la mente del lector. Para ello se vale de la ambigüedad y de modos oblicuos de expresión, como la ironía, que apuntan a que lo que parece ser no sea, o no se sepa con seguridad si es o no es. De ahí que la paradoja y la parodia sean tan frecuentes. También lo es el doble sentido, en cuyo caso se acerca peligrosamente al chiste. En este límite, el trabajo con las palabras es lo que determina la diferencia".

Raúl Brasca.

martes, 25 de mayo de 2010

Culpas

Una sonrisa se dibujó en su rostro al verme llegar. Era una sonrisa exagerada, estática, forzada, incongruente con la expresión de sus ojos. Una certeza, toda instinto, cruzó rauda por mi mente: lo había descubierto. Sin sacar la llave de la cerradura, volví a cerrar la puerta, giré dos veces la llave y fui hacia el auto. El sonido de un disparo me hizo detener. El instinto me había fallado. No teníamos armas en casa.

.

7 comentarios:

Esteban Dublín dijo...

Nice.

TORO SALVAJE dijo...

Que buenos son tus microrelatos.
Creas un mundo y una historia con cuatro pinceladas.

Besos.

Cecy dijo...

Que fuerte!

Pero atrapan sin duda.

Besos Linda!

hugo dijo...

Hola Claudia:

Muy interesante esa creación de expectativas a partir de una sonrisa que dice mucho, pero que se interpreta poco -como debe ser-.

Las dos frases cortas del final se llevan todo el éxito del texto. Falla el instinto y acierta el arma.

Nos seguimos leyendo y escribiendo

salut,
hugo

Ricardo Musso dijo...

Desconozco cuál es la habilidad a desarrollar para - en 75 palabras - lograr transmitir la vivencia de intriga y dramatismo que siento cuando te leo. Pero tengo la impresión que cada vez que cada vez logras “pulirla” más, porque cada vez más me retiro, luego de visitarte, con los pelos de punta y un nudo en la garganta.

Aunque no se si cabe que yo lo haga, te felicito Claudia!.

Respecto de la situación, desconozco qué despelotes debe haber habido en esa casa, y si el titulo se refiere a los sentimientos de culpa por lo que sospecho que allí ocurrió, o las responsabilidades objetivas que incumben a alguien por el hecho.
Más, por lo acontecido, yo hubiese titulado este “cortito”: “Culo”, o en su defecto “Suerte” (prefiero el primero…, me “suena” más gráfico), porque de no haber tenido esa instintiva reacción, y haber ingresado a la casa, los disparos, posiblemente hubieran sido 2 (dos).

Besos.
Rik

cHaROl dijo...

Ouch!

Fabiana dijo...

Yo hubiese salido corriendo sin prestar atención a todos los detalles que describiste.

De todos modos y como siempre, me sorprendió el fianl.

Ya se que de eso se trata. Justamente tus relatos transmiten sorpresas en no más de 10 segundos. Y eso es lo me atrapa.

Lindo finde hermosa.